Posicionamiento Orgánico

Con el posicionamiento orgánico (SEO) tu web escalará posiciones en los buscadores.

El posicionamiento orgánico tiene un enorme valor, porque aumentará el tráfico de calidad a tu página web. Y de forma natural, sin que tengas que invertir en anuncios. En nuestra agencia de posicionamiento SEO trabajamos para que te encuentren antes que a tu competencia, entre tanta información disponible en Internet.

Optimizamos el contenido de tu sitio web para que cumpla con las exigencias de los algoritmos de los motores de búsqueda. Y siempre desarrollando una estrategia personalizada para tu marca.

Ponemos el foco en situar tu página web en las mejores posiciones mediante las palabras clave más relevantes para tu negocio (keyword research) estudiando las intenciones de búsqueda de tus potenciales clientes. Si quieres contar con una empresa experta en posicionamiento web, encontrarás nuestra agencia SEO en Barcelona y Madrid.

Preguntas frecuentes 
sobre posicionamiento orgánico

El posicionamiento orgánico, o posicionamiento natural, es uno de los pilares del marketing digital, porque hace posible que una página web pueda aparecer en las primeras posiciones de los motores de búsqueda. Y que los usuarios la encuentren fácil y rápidamente.

El coste que pagas en este caso no es a Google o a otros buscadores, sino a los profesionales que llevan a cabo el trabajo de SEO. En nuestra agencia te daremos un presupuesto personalizado para que un equipo de especialistas trabaje en tu proyecto.

El posicionamiento orgánico no es una ciencia exacta, por lo que no se puede predecir un periodo de tiempo específico. Pero el secreto está en un trabajo de calidad, adecuado y continuo que, semana tras semana, vaya haciendo que tu web suba escalafones en Google.

Tras una auditoría, creamos una estrategia centrada en los objetivos de tu marca, seleccionamos palabras clave y creamos contenido en tu página (optimizando el ya existente). Y te ofrecemos la posibilidad de conseguir links externos que apunten a tu web.

Una estrategia orgánica o de SEO contribuirá a que tu sitio web permanezca más tiempo en primeras posiciones, mientras que el posicionamiento SEM -o de pago- solo lo mostrará mientras dure la campaña. Muchas veces, fusionar ambas técnicas es la mejor opción.